Tarta de cumpleaños de un niño pobre II (para mi niño Juan)

tarta de cumpleaños de un niño pobreCada vez que me dispongo a preparar una tarta de cumpleaños, inevitablemente me acuerdo de una anécdota que os conté al poco tiempo de haber estrenado este blog: aquella conversación entre dos niñas que un día, hace años, oí por casualidad…
“¿Sabes? el sábado tuve el cumpleaños de un niño pobre; ya me entiendes, no tenían piscina y además la tarta era casera”.
Por muchas veces que lo recuerde, la frase sigue impactándome como la primera vez.
Pues bien, la semana pasada Juanito cumplió tres años y cuando pensaba qué tarta hacer para que soplase sus velas, volví a recordar la tarta del niño pobre y como soy muy peliculera, me pregunté si tal vez, Dios quiera que no, la crisis habría azotado a su familia, llevándose por delante la boyante empresa familiar; me pregunté si como consecuencia de ello no habrían perdido, insisto en que espero que no, su flamante casa con piscina y si su madre habría tenido que renunciar a encargar su cumpleaños a una empresa de catering, y lo siguiente que me pregunté fue si, independientemente de lo que hubiese ocurrido, aquella niña entonces, hoy ya mujer, seguiría creyendo que la esencia de la pobreza radica en que una madre le prepare a su hijo una tarta de cumpleaños o si por el contrario, por su bien espero que sí, habría modificado su escala de valores. Entonces deseé con todas mis fuerzas que lo objetivamente barato dejase de ser todavía inasequible para muchas familias y que nada impidiese que una madre pudiese preparar una tarta de cumpleaños… y a propósito decidí hacer una tarta barata, sin buttercream ni toppings pero igual de vistosa, sencilla pero resultona y sobre todo rica… porque creo que la verdadera pobreza radica, entre otras cosas, en que un niño tenga que quedarse sin su tarta de cumpleaños.
Y a ver si es verdad que de una vez por todas esta maldita crisis se esfuma y se acaban los desayunos de leche rebajada con agua, las meriendas de bocadillos de pan con pan y el no comer de algunos padres para que sus hijos sí lo hagan… Con todas mis fuerzas deseo que así sea. Por eso para esta tarta de cumpleaños sólo se necesita este bizcocho de chocolate sin huevo y nata para montar (por supuesto también admite banderitas, confeti comestible, virutas de chocolate y demás aderezos).
Con esta sencilla tarta os dejo, ¡deseando que paséis una muy feliz semana!!!

tarta de cumpleaños de un niño pobre

47 comments

  1. ideasmama says:

    Preciosa la tarta! No se si porque nos recuerdan a nuestra niñez o por su sencillez… pero son nuestras preferidas! porque seguro que lleva muuuucho amor! que al final es lo importante. Como le decimos a nuestros hijos …”está hecha con amor” por eso está tan buena! ¡Felicidades Juanito!

    • martaestevezansede says:

      ¡Muchas gracias, chicas!! Está claro que lleva mucho amor pero es que además está rica y es baratita, es decir, que son todo ventajas!!
      ¡Gracias por la felicitación!!
      Un besito.

  2. Cakes para ti says:

    ¡¡Hola Marta!! Feliz semana para ti también. Y que bien la has empezado con estar riquísimas tartitas, ¡¡de chocolate!! Desde luego, están monísimas.
    Ya ves, yo siempre que iba a un cumple, me decepcionaba mucho que las tartas fueran compradas (nunca nos han gustado las compradas). Y cuando voy a un restaurante, siempre pregunto si tienen postres caseros, y si no lo son, no los pido, o me voy al flan o las natillas (que esos me están buenos caseros o no). Pero, en fin, la estupidez es algo implantado en esta sociedad desde que alguien por primera vez poseyó algo más que otro. Besitos y felicidades para el peque.

    • martaestevezansede says:

      ¡Muchas gracias, Isabel!! A mí me ocurría y me ocurre lo mismo; hay poquísimas tartas compradas que me gusten.
      Respecto a “lo otro”, a mí me entristeció oir algo así a una niña… Si tuviese que definirlo, diría que es algo TRISTE.
      Un besito.

  3. Kichi says:

    Bonita y sencilla tarta, rellena de muy buenos deseos por tu parte, que esperemos que se cumplan. Por de pronto ya ha servido para que Juanito celebre una añito más!!
    Besitos

  4. Mariela says:

    Hola Marta, es la primera vez que escribo en tu blog aunque intenté suscribirme hace tiempo pero no se por qué no se había completado y recién ayer lo hice. Me gustó mucho la torta y las fotos, pero más lo que contaste. Soy de Argentina y reflexiono sobre la crisis diariamente, ya que aquí se ha naturalizado. Los chicos toman mate cocido con leche y hasta muchas familias no cenan, ni los chicos. Lo digo por conocimiento de causa, de varias causas. Lo que denominan crisis es en Argentina la vida diaria desde hace años, más desde los ´90. Hay algo que es peor, en la actualidad con tantos countrys y barrios cerrados que parecen ciudades más que barrios en las zonas ricas de Provincia de Buenos Aires van a crecer más de esos chicos que escuchaste conversar. Más niños ajenos a la realidad social de su país y a la verdadera esencia de la vida.
    Un abrazo,
    Mariela

    • martaestevezansede says:

      ¡Muchas gracias, Mariela!! Me has emocionado con tus palabras sobre la realidad argentina. ¡Ojalá cambie pronto la cosa!Mis planteamientos siempre son infantiles por eso de que resultan utópicos… pero creo que la estupidez se cura con la empatía y la empatía debería nacer cuando conoces de cerca otras realidades…
      Un abrazo.

  5. moniegcenteno says:

    Feliz cumple para Juan! Que seguro está muy orgulloso de que su tarta de cumpleaños se la haga su madre, yo tengo también cumple de mi peque y ella me va a ayudar a hacer un bizcocho para llevar a su cole, y súper contenta. Por favor un poco de sentido común!! Con crisis y sin crisis, el sentimiento no va en la cartera, si no dentro de cada uno. Un beso guapa!
    Monie

    • martaestevezansede says:

      ¡Muchas gracias, Monie!! Así que un bizcocho para tu niña…¡estará encantada!!
      Quiero pensar que afortunadamente la estupidez es cosa de minorías…
      Un besito.

  6. M Luz says:

    Hola yo sí estoy suscrita a tu blog pero nunca había puesto ningún comentario, hoy sí por muchos motivos, el primero porque estoy de acuerdo contigo en que ningún niño debería quedarse sin su tarta de cumpleaños y por supuesto sin la comida diaria y que sus bocadillos estuviesen rellenos y no de aire etc, etc, etc, es una pena que hayan llegado aquí las diferencias tan grandes entre los que sí pueden y los que no, que haya niños con problemas de obesidad por exceso o por mala alimentación y otros que no tengan cubiertas las de primera necesidad y sobre todo que esos que sí pueden estén tan alejados de la realidad como para hacer comentarios de este tipo que aunque resulte extraño yo sigo escuchando.
    Yo tengo 56 y recuerdo cuando era niña las tartas que hacía mi madre y la envidia que nos daban las tartas de pastelería que tenían otras niñas, hasta que un día las probé y entonces valoré muchísimo los bizcochos, la decoración y el cariño que ponía ella al prepararlas. Me he acordado mucho de esto y más desde que tengo hijos que ni por asomo se comen una tarta de pastelería.
    Algo deberíamos hacer los que nos dedicamos a esto para ayudar a los que no tienen que seguro están muy cerca de nosotros. Felicita a tu hijo “pobre ” por su cumple y por tener una mami que puede cuidar de él.

    • martaestevezansede says:

      ¡Muchas gracias, Mary Luz!! A mí me ocurre lo mismo; me entra nostalgia cuando recuerdo la decoración imperfectamente perfecta de las tartas de mi madre…
      Felicitado está mi niño pobre, que con tantas felicitaciones a raíz de esta entrada, ya es el niño más rico del mundo!!
      Un besito.

  7. Susana says:

    Con esta tarta rica y sencilla y con estos buenos deseos, sólo me queda felicitar de nuevo el cumpleaños a “el cuarto de la tripandilla”!!!

    • martaestevezansede says:

      ¡Muchas gracias, “tía Nana”!!!
      ¡Queda doblemente felicitado el cuarto pandillero de la “tripandilla!!
      Un besito.

  8. lolita says:

    Hola, hoy más emocionada que nunca, leer estas cosas, como lo que cuenta Mariela, es muy duro. Sabemos por desgracia que esto ocurre. Como bien dices, que esta maldita crisis termine de una vez!!
    Que tristen son las diferencias que los padres enseñan a sus hijos, casas, coches lujosos, piscinas, etc.
    Nunca tuve nada de eso, pero si mi tarta de también niña pobre.
    Vivan las tradiciones, los postres caseros, los niños unidos……
    Muchos besos y felicidades para Juanito!!!

    • martaestevezansede says:

      ¡Muchas gracias, Lolita!! Suscribo todo lo que dices, felicito a Juanito de tu parte y te mando un besito de niña pobre.

    • martaestevezansede says:

      ¡Muchas gracias!! Pues sí que tuvieron éxito; decidí hacerlas en formato pequeño y el homenajeado, que es el más goloso de la familia, pretendía comerla a bocados sólo él…
      Un besito.

  9. cuchillitoytenedor says:

    Me gustas, me gustas mucho. Me gusta tu cocina, tu estilo, tus valores, la forma de pensar que expresas en tus post…Comparto todos y cada uno de los deseos que hoy haces públicos…ojalá ningún pequeño se quede sin soplar sus velitas en un pastel de cumpleaños, por sencillo y poco sofisticado que sea…
    Felicidades a tu chicarrón y le das la enhorabuena de mi parte por tener una mami COMO DIOS MANDA!!!
    El pastel que le has hecho es SOBERBIO, ñam!!!

    • martaestevezansede says:

      ¡Muchas gracias, Mary!! Siempre emocionan esas palabras pero si además vienen de alguien al que admiras, pues doble emoción!!! (Por cierto, un día de estos me pongo con tus macarons).
      Un besito grande.

  10. marlene mastache garcia says:

    Felicidades para tu hijo, me habeis emocionado con vuestros comentarios yo también espero que esta endemoniada crisis acabe cuanto antes, que todos los peques que no la propiciaron puedan cubrir como menos las necesidades básicas.
    Disfrutarias un montón con la tarta y como siempre bonita presentación y estupendas fotos.Galicia calidade . Monton de biquiños para toda la familia

  11. Laurel y Menta says:

    Completamente de acuerdo Marta: hay ciertos comentarios que, aún viniendo de niños (o precisamente por eso), mueven a la reflexión. Tendríamos que preguntarnos qué clase de valores estamos inculcando en ellos…
    De todos modos, felicidades para el pequeño cumpleañero: esas tartitas seguro que estaban deliciosas.
    Ah! Bonitas flores, y esa camelia…
    Besiños mil.

    • martaestevezansede says:

      ¡Muchas gracias, chicas!! Uf, es que no puedes olvidar…
      ¡Este año el cumpleañero es el niño más felicitado del mundo mundial!!
      Muchos besiños.

  12. Helena says:

    Qué tristeza las palabras de esta niña, cómo tú dices, habrá crecido y, espero, que su escala de valores haya variado. Qué pena esta crisis y todas los estragos que está ocasionando, el dolor de muchas familias y, en general de todo un país porque todos conocemos a gente que lo está pasando realmente mal. Es curioso, pero mi entrada anterior fue también una tarta de chocolate supersencilla con nata montada. (Ah!!! Y no hay nada como una tarta hecha por una madre para sus hijos con todo el amor del mundo). Bs

    • martaestevezansede says:

      ¡Muchas gracias, Helena!! Afortunadamente somos mayoría los que pensamos todo lo contrario…
      ¡Me paso a ver tu tarta!!
      Un besito.

  13. Ángela says:

    Felicidades a tu chiquitín y a su mami, porque una vez vi en un cartel de la sala de espera del pediatra, “cuando nace un niño también nace una madre”, así que los mejores deseos para los dos. A mi me encanta tu tarta, no sé, pero de siempre la repostería más sencilla y tradicional, como que me atrae más. En fin, que como siempre, una entrada espléndida, haciendo de tu blog una delicia de recetario. Un beso y feliz semana!!

    • martaestevezansede says:

      ¡Muchas gracias por la parte de la felicitación que me toca, Ángela!! ¡Y qué frase tan bonita!
      ¡Tus palabras siempre me alegran el día!!
      Un besito.

  14. catypol says:

    Hace un tiempo en la cola de una gran superficie había dos señoras hablando sobre sus vacaciones, y se lamentaban de que ese año por la crisis no irían de viaje a Islandia y tendría que conformarse con ir a Canadá otra vez…sin palabras!
    Así que si alguien educa con esos valores a sus hijos, no sé que clase de mayores se convierten. A mi me gusta no, me encanta tu tarta de cumpleaños, felicidades a Juan por su cumple y por tener una mamá tan linda.
    Un besito

  15. Angela M R says:

    Mis felicitaciones al cumpleañero y a su mami, que seguro le va a enseñar buenos valores, aunque esto suponga muchas veces ir contracorriente. Por un mundo mejor, besos.

  16. recetasbonappetit says:

    No sé si es por su esencia pero esta tarta es una de las más ricas que se puede hacer.
    Muy buena historia, la tarta más valiosa es la que una madre pueda elaborar a sus propios hijos.
    Un beso y nos quedamos contigo en el blog.

Deja un comentario


*