Bizcocho cebra

bizcocho cebraTodos deberíamos poder realizar al menos uno de los proyectos que nos proponemos en la vida, de esos que, cuando los ves realizados, sientes que tu vida, ya sólo por eso, ha merecido la pena… Me considero una de esas personas afortunadas… por ver algún que otro sueño cumplido y por muchas cosas más… Uno de mis sueños cumplidos estuvo relacionado con África, en una época de la que guardo experiencias irrepetibles y recuerdos inolvidables… de esa época y de mis viajes africanos guardo olores, sabores, sonidos y colores… colores como los de las cebras, que he llegado a ver muy cerca… Hace unos días, “navegando” en busca de inspiración, me encontré con este bizcocho de rayas… sus rayas me llevaron a las cebras, las cebras a África y todo ello a unas ganas incontenibles de reproducir este bizcocho y con él un pedacito de aquel continente…

INGREDIENTES:
-4 huevos
-250 ml de leche
-250 ml de aceite de girasol
-250 gr de azúcar
-300 gr de harina (normal)
-1 sobre de levadura tipo Royal
-1 pellizco de sal
-1 cucharadita de esencia de vainilla
-2 cucharadas colmadas de cacao puro en polvo
-2 cucharadas colmadas extra de harina

-En un bol batimos los huevos junto con el azúcar.
-Añadimos la leche, el aceite y la esencia de vainilla y seguimos batiendo.
-Incorporamos la harina, la levadura y la sal e integramos bien todos los ingredientes.
-Dividimos la mezcla en dos boles separados; a uno le añadiremos las cucharadas de cacao y al otro las de harina (para equilibrar la densidad de las mezclas y así conseguir que el dibujo quede más definido). Tendremos entonces una mezcla clarita y otra chocolateada.
-Engrasamos y enharinamos un molde redondo.
-Empezamos con el “dibujo”… depositamos una cucharada de mezcla clarita en el centro del molde; justo encima depositamos otra de mezcla chocolateada y así sucesivamente hasta acabar las mezclas (os puede ocurrir lo que a mí, que apunté ligeramente desviado hacia la derecha y terminé haciendo dos centros pero el resultado es igualmente vistoso).
-Introducimos el molde en el horno, previamente precalentado a 180 grados, durante unos 50 minutos o hasta que, pinchándolo, comprobemos que el palito sale seco.
-En realidad podemos hacer cualquier bizcocho, a cada uno el que más le guste… quizás la próxima vez lo haga utilizando mantequilla o nata en vez de aceite… ésta es una receta adaptada del blog Coco e Baunilha.
…Y con este bizcocho cebra os deseo que veáis vuestros deseos cumplidos… los que sean… cada uno el suyo! ¡Que tengáis un buen día!!!

bizcocho cebra

10 comments

  1. Virginia says:

    Te ha quedado precioso, las rayitas bien marcadas… Si te cuento yo mi historia con el zebra cake. Bueno está publicada pero desde luego no como zebra cake. La culpa la tubo el cacao, que si process, que si unprocess Bss

    Virginia “sweet and sour”

    • martaestevezansede says:

      ¡Qué gracia, Virginia! Aunque a veces de cosas que no salen como tienen que salir, sacamos otras muy interesantes… Voy a ver si encuentro tu “zebra cake” que no a llegó a ser tal…
      Besitos.

  2. María Serantes Rodríguez says:

    ¡¡¡ Qué presentación!!!. Soy una de las personas afortunadas en disfrutar de este exquisito y tan vistoso bizcocho y os cuento una cosa, cada día que pasa tiene más sabor, está muy bueno.
    Yo lo intentaré hacer esta semana porque es un bizcocho de desayuno y de llevar para el recreo de cole perfecto.
    Besitos

    • martaestevezansede says:

      ¡Gracias María! La verdad es que es un bizcocho que aguanta perfectamente 4 ó 5 días… y Pedro también lo llevó al cole!!!
      ¡Besitos!!!!!

  3. Beatriz says:

    ¡¡ Qué artístico este BIZCOCHO CEBRA !!; qué buena pinta…..y de sabor tiene que estar exquisito. Me gusta la manera que tienes de mezclar tus vivencias con los fogones…..

    • martaestevezansede says:

      Es que no puedo evitar relacionarlo todo… como decía John Malkovich en “Amistades Peligrosas”… “it´s beyond my control”!!!
      ¡Gracias! ¡Un besito grande!!!

    • martaestevezansede says:

      ¡Gracias, Yaiza! Seguro que si lo intentas de nuevo, te saldrá bien… En cuanto a la cucharita, la traje de Tanzania.
      ¡Besitos!!

Deja un comentario


*